Policías olvidan sus armas en el horno encendido

¡INFORMANOS!