La Primaria N° 7 de San Bernardo se convirtió en otra zona cardioprotegida