El gobierno dejó sin efecto el congelamiento del precio de las naftas